Promover la adquisición de bienes inmuebles a precios accesibles, así como atender una necesidad y satisfacer la demanda habitacional en el crecimiento y desarrollo urbano en beneficio para cualquier sector determinado de la población ayudando a mejorar su calidad de vida.